Las redes sociales están salvando el mundo (y la publicidad) y estos son los 3 motivos

Fusiona2

Cannes Lions 2016 parece ya una cosa del pasado pero lo cierto es que la gran cita internacional de la creatividad aún sigue dando de qué hablar. Una de las asignaturas pendientes del festival este año han sido las redes sociales.

El papel de estas como plataformas comunicativas es innegable y parece que se han quedado en cierto modo en la sombra, cuando deberían haber brillado con más fuerza. Algo curioso si tenemos en cuenta que desde la Costa Azul francesa fuimos testigos de una creciente muestra de trabajos creativos que tenían fines sociales.

Y el motivo no reside en que nos ofrezcan canales comunicativos más inmediatos y personales sino que han sido adoptadas de forma masiva por los usuarios. En ellas los ganadores son las buenas causas o los problemas sociales que consiguen alcanzar un gran impacto.

Pero esto no quiere decir que no se reconozca su labor. Únicamente señalamos que se están posicionando en los grandes motores impulsores del cambio a nivel global y su reconocimiento debería ser mayor.

Un ejemplo del mensaje que queremos transmitirle lo encontramos en la brillante campaña “I Am a Witness” que obtuvo el león de oro en Social Purpose (Goodby Silverstein & Partners). Un trabajo en el que se utilizaban los emojis para ayudar a las personas que son víctimas del bullying.

Otro caso nos llega de la mano de Procter & Gamble con “Go Ask Dad” (león de bronce, FMCG), que animaba a los jóvenes a preguntar a sus padres antes de acudir a Google. Y como estos dos trabajos hay cientos en la industria.

Pero no solo la publicidad es un ejemplo de cómo las redes sociales están cambiando el mundo. Recordemos que plataformas como Twitter y Facebook fueron utilizadas en 2011 para el derrocamiento de los regímenes autocráticos de Túnez y Egipto. Pero, ¿por qué los fines sociales funcionan tan bien en estas redes? Desde The Drum creen que la respuesta se encuentra en tres premisas:

1. Transparencia

Seguro que ha escuchado en más de una ocasión que en las redes sociales no solemos mostrarnos tal y como somos. Tendemos a crear perfiles idealizados pero lo cierto es que no podemos ocultar quiénes somos.

A través de los contenidos que leemos, compartimos o interactuamos dejamos bien claro el tipo de persona que somos. Esto quiere decir que reaccionamos de forma instintiva ante todo aquello que nos molesta en estos canales y es imposible ocultar nuestra verdadera personalidad.

2. Somos más humanos en redes sociales

A medida que dedicamos una mayor parte de nuestro tiempo al social media y compartimos más y más sobre nosotros, no podemos evitar mostrar nuestro lado más humano. Un rico escenario para las marcas que trabajan en estas plataformas ya que pueden conocer a sus usuarios en una amplia gama de estados emocionales.

Información muy útil a la hora de conectar con los mismos con nuestras estrategias en el momento adecuado.

3. Los usuarios son auténticos embajadores

En ningún otro canal como las redes sociales lo usuarios van a defender tanto sus ideas como en Twitter o Facebook por ejemplo.

Tres pilares que hacen que las causas sociales o las acciones que buscan cambiar el mundo encuentren en estas plataformas un camino prácticamente sin obstáculos. Y es que son los propios usuarios con su compromiso los que se encargan de alzar la voz de los mensajes con un impacto que de otra forma sería muy complicado alcanzar.

Fuente: MD

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *